Rentas por AIRBNB. Nuevas disposiciones Legales que debes saber.

Los servicios de hospedaje a través de alojamiento temporal en casas o departamentos de la Ciudad de México que se ofrecen mediante distintas aplicaciones digitales, como las rentas por Airbnb, pagarán un nuevo impuesto por la prestación de este servicio a partir del 1 de junio del 2020.

A partir de esta fecha, Airbnb comenzará a cobrar a los propietarios que operen como arrendadores el 3% por concepto del nuevo Impuesto por la Prestación de Servicios de Hospedaje. Esto derivado de una reforma al Código Fiscal de la Ciudad de México realizada en diciembre de 2019, donde se incluyó el artículo 162 bis.

¿Qué es el Impuesto por la Prestación de Servicios de Hospedaje?

Es el importe que debe enterar al Gobierno aquella persona que renta el espacio para el alojamiento de personas y por ello recibe un monto de dinero como pago de renta temporal.

Este impuesto es local y se aplica actualmente únicamente en la Ciudad de México y es del 3 % por ciento sobre el total del monto recibido.

Al cobrar esta tarifa, el anfitrión no tendrá que darse de alta en el SAT pues el intermediario lo pagará directo. Sin embargo, si la plataforma que utiliza el anfitrión para promocionarse, no recibe pago, sí tendrá que registrarse y hacer el desembolso de impuestos correspondiente.

¿Cuánto tiempo tengo para pagar este impuesto?

Los contribuyentes calcularán el Impuesto por la Prestación de Servicios de Hospedaje aplicando la tasa del 3% al total del valor del monto que perciban por servicios de hospedaje y deberán pagarlo mediante declaración ante el SAT a más tardar el día 15 del mes siguiente a aquél en que se perciba dicha cantidad.

Además, esta nueva reforma indica que todas las personas físicas o morales que en su carácter de intermediarias, promotoras o facilitadoras intervengan en el cobro de las contraprestaciones por servicios de hospedaje y en caso de que se cubra a través de ellas lo correspondiente al Impuesto por la Prestación de Servicios de Hospedaje, deberán inscribirse al padrón del impuesto correspondiente en su carácter de intermediario, promotor o facilitador.

Los intermediarios deberán inscribirse en el padrón correspondiente según la calidad que tengan para dar cumplimiento al pago de este impuesto. Únicamente si reciben dinero por dicho concepto.

Los contribuyentes del Impuesto por la Prestación de Servicios de Hospedaje, deberán formular declaraciones ante el SAT hasta en tanto no presenten el aviso de baja al padrón o de suspensión temporal de actividades.

¿Con este nuevo impuesto las tarifas de AIRBNB van a cambiar?

Es posible que la “tarifa de servicio” que cobran los intermediarios por el servicio de hospedaje temporal en sus inmuebles, pueda incrementar por el pago de este impuesto en comparación con el año pasado, cuando aún no se cobraba.

Esta tarifa de servicio además de incluir este nuevo impuesto incluye impuestos locales y otros como el Impuesto al Valor Agregado. Además de los costos adicionales por la tramitación de los pagos de los huéspedes con el Banco y otros por el mantenimiento de la plataforma.

¿Qué otros impuestos se pagan en AIRBNB?

ISR

El Impuesto Sobre la Renta (ISR) es un impuesto federal que se calcula sobre la utilidad que el propietario se queda al momento de compartir su vivienda.

De acuerdo a la Ley del Impuesto sobre la Renta estarás obligado a pagar ISR si te encuentras en alguno de estos supuestos:

  • Los contribuyentes personas físicas con actividades empresariales que enajenen bienes o presten servicios a través de internet mediante plataformas tecnológicas, aplicaciones informáticas y similares que participen en la oferta y demanda de bienes y servicios proporcionados por terceros estarán obligados al pago del ISR por los ingresos que generen a través de los citados medios.

El impuesto se calculará sobre el total de los ingresos que efectivamente perciban las personas físicas o morales por conducto de los medios antes mencionados y se pagará mediante retención. (Prestación de servicios de hospedaje: en ingresos totales al mes de $5,000 hasta $35,000, del 2% hasta el 10%.)

Se podrán deducir los gastos que el propietario generó por prestar el servicio de hospedaje. Por ejemplo: el pago de servicios como luz, internet, gas, agua, vigilancia, limpieza, administración, mantenimiento, muebles, y otros gastos que genera para poder comenzar y operar su negocio de vivienda compartida en plataformas electrónicas.

IVA

A diferencia de los anteriores, este lo paga el huésped que requiere los servicios de alojamiento y es por un monto del 16%.

Puedes solicitar tu factura con IVA directamente en el sitio web de Airbnb.

La factura se genera y se emite cuando aceptas una reservación y esta incluye tu información (nombre, dirección, RFC, etc.) tal como la ingresaste en tu cuenta. Es importante que sepas que no se puede modificar una factura con IVA después de su emisión. Por ello es importante que ingreses tus datos correctamente.

Rentas por AIRBNB. Disposiciones por COVID-19

En apoyo a sus usuarios y por motivo de la emergencia sanitaria por Coronavirus (COVID-19), la plataforma emitió disposiciones en este tema:

  • Las reservaciones para alojamientos realizadas hasta el 14 de marzo de 2020 y con fecha de inicio entre el 14 de marzo y el 15 de julio de 2020, se podrán cancelar antes de su inicio sin penalización alguna.
  • Los usuarios contarán con distintas opciones de cancelación y reembolso. Además los anfitriones podrán cancelar sin cargo y sin que se vea afectada su categoría de SuperAnfitrión.
  • Si una cancelación reúne los requisitos establecidos en la política, Airbnb emitirá un reembolso o crédito de viaje que incluya todas las comisiones de servicio. Para ello será necesario proporcionar la documentación de respaldo de la causa de fuerza mayor que motivo su cancelación.

Así que ya sabes, si rentas por airbnb en la CDMX ya no te resultará desconocido este tipo de impuesto.